¿El qué?

El fulbo, esa cosa de una pelota y 22 tipos corriendo atrás con tipos que hablan realmente enredado, que dicen una cosa por otra. ¿No me creen? Aquí van los cinco dichos más populares de los niñitos del balón:


I
Fue un partido difícil, pero sobre el final conseguimos revertir el resultado
- Quiso decir: No sabíamos qué carajo hacer hasta que al final ganamos de puro culo.

II
Lamentablemente no pudimos obtener el resultado que buscábamos y el equipo contrario consiguió desequilibrar el tanteador
- Quiso decir: Jugamos pa’ la mierda

III
El empate nos otorga un punto valioso que, si bien no es lo esperado, nos deja en camino
- Quiso decir: Jugamos pa’ la mierda pero zafamos

IV
Viendo el tablero y después de un resultado adverso como el que tuvimos ahora tenemos que pensar en nuestro próximo desafío
- Quiso decir: Hablemos del próximo partido a ver si alguien puede olvidarse del partido de porquería que hicimos

V
Mostramos superioridad, pero ellos tuvieron un par de oportunidades que les permitió convertir
- Quiso decir: No sé cómo miércole hicieron pa’ ganarnos estos animales. Puro culo, puro culo.

1 comentario:

Ojobturador dijo...

Genial! volviste a tus andanzas blogueras, y ahora arranco la matina cagandome de risa!
Vir